Rss

  • redit
  • youtube
  • flickr
  • linkedin

Archives for : lucha

Ni Barón, ni Caballero, ni Princesa…

Hoy me encontré analizando algunas cosas de mi bitácora mas cercana (y no tanto).
Y finalmente, con cierta ayuda reciente, descubro que de alguna manera he condicionado mi vida por algunos sinos o factores concretos que me tocaron en suerte.
Muchas veces de niño soñé con ser un gran caballero guerrero y triunfal que salvara a un pueblo entero (por encima de mí mismo).
Otras, creyendo en posibilidades mas inocentes o situaciones futiles, supuse que sería una princesa la destinataria de mi proeza.

Ya siendo más grande, aunque no lo suficientemente maduro, termino descubriendo que la realidad de mi vida se basó enteramente en mi propia esencia devenida en genes lastimados y escenarios adversos.

Nunca fuí lo suficientemente sapo para llegar a ser príncipe.
Nunca físicamente fuerte para ser un caballero gladiador.
Mucho menos un atleta, un artista o un hermoso para ser cobijado en el fetiche de algún mecenas de turno, que sin querer fagocitar mi cuerpo y mi juventud me tendiera su mano firme y sus beneficios de poder y riqueza.

Pero…
Si lo analizo desde el espectro real y honesto, no puedo entregarme a la lágrima pueril, o la queja excusadora que justifica mis “no teneres” con mis “no recibires”.

He transitado caminos de piedras, y arroyos de sal con los pies en sangre.
He vivido el dolor, de la mano de la impotencia.
Y aún así… en este recorrido forzado por el aprendizaje y el desarrollo de mi cuerpo, mi mente y mi corazón,
He sido príncipe por un día, gladiador en ciertas noches, barón y caballero en alguno que otro encuentro social de los círculos elitistas de las clases altas,
y en el transcurso me volví hombre, artista, hermoso, político, médico, domador de animales, y hasta bombero de los incendios de otros.

Ahora, siendo rey de mi propia vida, busco donde enterrar mis petates, mi tienda de campaña, y cual líder nomade de su pueblo caminante y conquistador, busco levantar mi brazo y decir, ordenar y convencer a mi pueblo interno que este es el lugar donde convertir mi mangrullo de palos en torre de piedra, mi cantimplora en lago, y a esa compañera que sostenga y encause mi andar y mi confianza en reina de los mil tronos que supe probar con mi cuerpo cansado por tan solo un breve tiempo de paso.

No estoy cansado, no estoy vencido, sino fuerte y convencido.

mis caballos por fín podrán beber del arroyo, comer de sus propios pastos, y por hoy, solo por hoy, sentiré que he llegado.

Mis batallas recientes fueron generosas en los triunfos y las derrotas,

Hubo sangre, y cuerpos en el camino, pero ninguna cicatriz tan profunday todos mi miembros en su lugar.

con todos mis dedos, mi pluma intacta, y mi espada cual espejo, estoy buscando esa porción de tierra que reciba mi hendidura, mi riego y mi florecer nuevo.

Sin tanta mística, ni mitología…

Acá hay unos mates y un fuego para el que quiera detenerse a tirar un pedazo de su historia o un trozo de su carne para asar un buen cuento.

 

Yo NO quiero ser como Richard Stallman

Debo profesar mi admiración por la tarea incansable de RMS, y confesar que hasta le tengo un poco de envidia por la libertad que posee (libertad que de alguna manera lo esclaviza tambien, ya que es duro vivir saltando de pais en pais).
El mantiene un movimiento absolutamente coherente con su discurso, y lo hace desde la libertad que le brinda el estar casi fuera del sistema.
Si yo pudiera ser como ese “adolescente” de casi 55 años de edad, que vive desprendido de cualquier tipo de vinculo civil o burgués (llamese hijos, casa, esposa y familia que alimentar, educación de mis hijos, o si se quiere, por el lado burgués, vacaciones, negocios, algo de confort y algun que otro gadget caro), podría seguramente acercarme, y ACLARO, tan solo acercarme un poco a su condición de mesías del SL.
Pero vivo una vida standard, repleta de compromisos y de obligaciones, (hermosos compromisos y obligaciones), que me impiden salir por el mundo a profesar la filosofía del Software Libre con el mismo ímpetu, la misma conducta radical y casi extremista.
Por suerte para nosotros, esta RMS que nos marca (desde un extremo absoluto), cual es el camino correcto que deberíamos alcanzar.

Pero…
RMS, hay uno solo (y es bueno que asi sea), y cualquiera que tome esa misma posición radical y extrema, NO deja ni dejara nunca de ser un simple “imitador”, y aun las personas que siguen su ejemplo casi a rajatabla, (y digo casi, porque nadie que viva en el sistema, puede realmente alcanzar el modelo de vida de RMS). dejara de ser solo eso…

Me duele mucho cuando algunos que se auto proclaman “apóstoles” de Stallman (me atrevo a decir que sin el consentimiento de éste), con un aire de soberbia y superioridad, mirándome/nos desde arriba, intentan decir que es lo correcto y como debemos hacerlo, desde la comodidad de sus notebooks del otro lado del mundo, y sin siquiera “ensuciarse” el calzado entrando al barro donde hace falta llevar el mensaje, o instalar Software Libre para que la gente conozca este modelo diferente al que están acostumbrados.

Hace pocos días, con la gente del equipo de FLISoL (Festival Latinoamericano de Instalación de Software Libre), sufrimos un trato irrespetuoso, ofensivo y hasta difamatorio, por parte de uno de estos pseudo-apóstoles. Donde hubieron analogías y potenciales situaciones, que incluían palabras y comparaciones con términos como “traficante de drogas”, “prostitución”, “favores sexuales”, y no se cuantas estupideces mas, intentando comparar un acto inmoral como los mencionados (y ojo! que el trabajo de “las chicas” para mi NO es inmoral), con el descuido de instalar Linux en la PC de un usuario novato, con alguno que otro driver “privativo” (o NO libre).
Mis sensaciones fueron cambiando a medida que leía la discusión en la lista de correos, e iban del enojo a la bronca, y luego hacia la gracia y el humor ridículo.
Sinceramente sigo sin comprender como alguien que puede tratar de esa forma a sus pares y compañeros en esta tarea de difundir la filosofía del SL, pueda tener el aval de Richard Stallman para participar activamente o representar con sus intervenciones una de las entidades derivadas de la FSF.
(recordemos que cualquiera que forme parte de una entidad o agrupación, debe cuidar mucho sus actos, porque nunca, por mas que se lo aclare y preceda con un “a título personal” sus palabras o actos, dejaran de ensuciar la entidad a la que pertenece, si estos son inapropiados)

Muchas veces creo que Richard consume lo que le alcanzan al vuelo, y debido a sus múltiples compromisos, no tiene tiempo de verificar los datos, y solo le queda confiar en sus fuentes, para poder seguir en tren y en conocimiento de lo que pasa en el mundillo del SL.
Pero… me preocupa que su amabilidad y nobleza de escuchar/leer a todos, lo termine poniendo en un estado de irrealidad confusa y termine comprando “carne podrida” como ya lo ha hecho en alguna oportunidad.

Yo creo que es tarea de todos aquellos que estamos trabajando por esto del SL, cuidar de RMS, protegerlo de una parte de su entorno, mantenerlo informado de manera absolutamente objetiva. Y por sobre todas las cosas… cumplir el papel de contrapeso de equilibrio en esta balanza donde según él todo tira para un único lado, sin medir que el desbalance puede provocar que ninguno de los dos platillos quede en pie.
NO existe otra alternativa que no sea el Software Libre, y la migración y el cambio deben ser rápidos pero con el debido cuidado de no matar al mensajero.

Como ultimo comentario sobre FLISoL, próximo a celebrarse el 26 de Abril de 2008, quiero que sepan todos aquellos que tienen alguna duda, que la posición de quienes lo hacen es CLARA y SÓLIDAMENTE definida con respecto a instalar promover y difundir ÚNICAMENTE el Software Libre, pero sin dejar a nadie abandonado en el camino de comenzar en esto… El mensaje sera claro y eso es lo que intentaremos dejar en la mente de quienes vengan a escucharlo. Si en circunstancias muy especiales, alguien necesita de un driver que NO es libre, por ser víctima o rehén de un fabricante de hardware inescrupuloso, analizaremos espontáneamente la situación y lo guiaremos para que tome las medidas del caso, sabiendo que NO debe comprar nuevamente productos de esos fabricantes que NO lo respetan como usuario. Pero estará en su decisión la LIBERTAD de elegir si lo instala o NO.